Cuentas Sanas - Etapas de vida

Abrir
tu propio negocio

Trabajar en relación de dependencia no es la única opción laboral. Muchas personas eligen desarrollar su profesión por cuenta propia, o incluso crear una empresa.
Gracias a las nuevas tecnologías, ahora hay más oportunidades y herramientas para emprender un proyecto propio con muy poca inversión inicial. Sobre todo, si lo que vendés son tus servicios como especialista. Por supuesto, esto no es válido para todos. Algunos negocios necesitan espacio físico, maquinaria o trabajadores, por lo que necesitarás conseguir financiación para poner tu idea en marcha.

Eliana y Lucas acaban de recibirse como ingenieros informáticos y no están seguros de querer trabajar en una empresa. Tienen un montón de ideas para desarrollar aplicaciones innovadoras y, aunque no les sobran los ahorros, están pensando en armar su propio negocio.

Caso Real Interactivo

Resolvé este caso real

Herramientas y guías de ayuda